Soluciones

Soluciones de renta fija

Más de 200 profesionales de la inversión en renta fija aportan su experiencia en deuda, tipos y divisas, con inversiones en distintas regiones, estilos de inversión y estructuras de capital.

Renta fija para cada situación

Tanto si buscas rentas como diversificación, proteger el capital o rentabilidad total, nuestros equipos de renta fija global cuentan con las estrategias, la envergadura y la flexibilidad necesarias para ajustarse a los objetivos. 

Más de 200 profesionales de la inversión en renta fija aportan su experiencia en deuda, tipos y divisas, en distintas regiones y con diferentes estilos de inversión y estructuras de capital.

Aprovéchate de esta experiencia gracias a nuestras soluciones de inversión de gestión activa, pasiva, tradicional, innovadora y ESG.  

Gama completa de soluciones de renta fija de Invesco

Las necesidades de nuestros clientes son muy variadas. Adaptamos nuestras soluciones a tus necesidades. Esta infografía muestra nuestra amplia gama de soluciones de renta fija. Ponte en contacto con nosotros para obtener más información.

Gama de soluciones de renta fija de Invesco

Diferentes alternativas de inversión

success failure

Accede a más información

Regístrate para recibir información sobre las diferentes alternativas de inversión en renta fija.

Accede a más información
Please make a selection.

Cuando nos proporcionas tus datos personales, es posible que recopilemos tu información, que constituye información personal según las leyes y regulaciones aplicables. Nuestro Aviso de Privacidad te explica cómo utilizamos y protegemos tus datos personales.

Esta página web está protegida por reCAPTCHA y se aplican la Política de Privacidad y Términos de Servicio de Google.

¿Por qué invertir en renta fija con Invesco?

Invertir no es parte de nuestro trabajo. Es lo único que hacemos. Nuestros profesionales especializados en renta fija combinan experiencia e ingenio para que puedas alcanzar tus objetivos. 

Sin ninguna restricción interna, nuestros equipos especializados tienen total libertad para centrarse en las distintas clases de activos, regiones, estilos y filosofías, gracias a nuestros amplios recursos a nivel global.

Preguntas frecuentes

El objetivo al invertir en renta fija es preservar el patrimonio a la vez que se genera un flujo de rentas constante y previsible. Como su nombre indica, los títulos de renta fija remuneran a los inversores con una cantidad fija según un calendario predefinido. El tipo más común de título de renta fija son los bonos, emitidos tanto por empresas como por entidades públicas para financiar las operaciones corrientes.

Las inversiones en renta fija pueden ofrecer a los inversores varias ventajas importantes:

  • Diversificación: Incorporar valores de renta fija a una cartera puede ayudar a diversificarla y a reducir su riesgo total, ya que los bonos se suelen comportar de forma diferente a otros instrumentos de inversión, como las acciones.
  • Reducción del riesgo: Las inversiones en renta fija se consideran menos arriesgadas que las acciones, ya que el emisor está obligado por contrato a satisfacer los pagos de las rentas y a reembolsar el principal a la fecha de vencimiento. En caso de quiebra, los instrumentos de renta fija también ocupan una posición más alta que las acciones en la estructura de capital. Esto significa que el emisor hará frente a las obligaciones de deuda antes de ocuparse de los accionistas.     
  • Liquidez:Muchos títulos de renta fija son extremadamente líquidos y se pueden comprar y vender fácilmente en el mercado.

Aunque los valores de renta fija se consideran menos arriesgados que las acciones, hay que tener en cuenta algunos aspectos fundamentales:

  • Riesgo de tipos de interés: Cuando los tipos de interés suben, el precio de los bonos baja. Esto se debe a que, en el nuevo entorno de tipos más altos, los nuevos bonos se emitirán en condiciones más atractivas. Por lo tanto, los inversores que quieran vender sus bonos tendrán que hacerlo con un descuento para poder ofrecer condiciones más competitivas.
  • Riesgo de inflación: Cuando los inversores compran un bono, se comprometen a inmovilizar su dinero durante un periodo de tiempo determinado. Si la inflación es elevada o aumenta durante la vida del bono, su valor se deteriorará y el capital tendrá menos poder adquisitivo cuando se reembolse a la fecha de vencimiento. La inflación también reduce el poder adquisitivo de las rentas obtenidas.
  • Riesgo de crédito: Cuando se invierte en una empresa o un gobierno, siempre existe el riesgo de que quiebren y no devuelvan el capital prestado. Además, si se encuentran en una situación difícil, pueden tener problemas para hacer frente al pago de los intereses y no cumplir con sus obligaciones. Los inversores en renta fija deberían llevar a cabo un análisis crediticio exhaustivo antes de comprar un bono para asegurarse de que el emisor es financieramente solvente.
  • Riesgo de mercado: Si un inversor no puede mantener un bono hasta su vencimiento y necesita venderlo en el mercado secundario, las fluctuaciones de precios derivadas de la evolución general de los mercados financieros podrían ocasionarle pérdidas.

"Crédito con grado de inversión" es un término utilizado para describir los bonos corporativos emitidos por empresas de alta calidad con un bajo riesgo de impago. Las distintas agencias de calificación (Moody's, Standard & Poor's y Fitch) utilizan definiciones ligeramente diferentes.

  • Moody’s: Baa3 o superior 
  • Standard & Poor’s y Fitch: BBB- o superior

La deuda pública de alta calidad emitida por entidades como el Tesoro estadounidense, el gobierno federal alemán o el Banco de Inglaterra se considera de bajo riesgo. Al estar respaldados por el gobierno, es muy poco probable que se produzcan impagos.

En periodos de inestabilidad económica, la deuda pública suele verse respaldada por una política más acomodaticia de los bancos centrales y porque se compra como activo "refugio". Por lo tanto, suele tener un buen comportamiento durante los periodos de crisis o recesión.

Históricamente, la clase de activos high yield ha sido capaz de ofrecer rentas elevadas y periódicas a los inversores dispuestos a asumir cierto riesgo crediticio adicional. Los pagos de cupones más elevados pueden ayudar a amortiguar la volatilidad de los precios y mitigar el riesgo de caídas. 

El riesgo de crédito o de impago es el principal riesgo de los bonos high yield, y puede dar lugar a pérdidas debido a la incapacidad de un emisor de hacer frente a los pagos de los intereses o de reembolsar el principal. Por este motivo, un análisis crediticio exhaustivo es una parte importante del proceso de un gestor activo a la hora de invertir en estos valores.

Los mercados emergentes emiten deuda tanto en su divisa local como en divisas extranjeras, normalmente USD.

  • Deuda de ME en divisa local: Se trata de títulos de deuda emitidos por gobiernos o empresas en su divisa local.
  • Deuda de ME en divisa fuerte: Son los títulos de deuda emitidos por gobiernos o empresas en otras divisas.

En función de la estrategia de inversión y de la tolerancia al riesgo, los inversores pueden optar por un tipo de inversión u otro. Por ejemplo, las estrategias en divisas fuertes se consideran a veces menos volátiles que las estrategias en divisas locales, ya que están expuestas a un menor riesgo de cambio de divisas. Sin embargo, las estrategias de deuda en divisa local pueden ofrecer una rentabilidad atractiva.

El crédito privado es una clase de activos que se puede definir, en general, como préstamos no bancarios. Los prestatarios que son demasiado pequeños para acceder a los mercados de deuda pública o que tienen circunstancias particulares y requieren un prestamista privado suelen acudir al mercado de crédito privado.

Los mercados privados ofrecen a los inversores la oportunidad de diversificar sus carteras para alcanzar objetivos. Además, las inversiones en crédito privado suelen ofrecer mayores oportunidades de rentas en comparación con los activos del mercado público. Con ello se pretende compensar a los inversores por el riesgo adicional de crédito y liquidez en comparación con los títulos de deuda pública con grado de inversión.

Los fondos de renta fija estratégica son productos con mandatos flexibles, que invierten en una amplia gama de clases de activos de renta fija. Los equipos de inversión que gestionan estos productos pueden modificar en cualquier momento la asignación de activos en función de la evolución de los mercados.

Las consideraciones ESG pueden mejorar el proceso de inversión al incorporar otro nivel más a la evaluación del riesgo y de las oportunidades de inversión. Por ejemplo, fijémonos un momento en el aspecto medioambiental del "ESG".

Todos los sectores tendrán que descarbonizarse si el mundo quiere alcanzar sus objetivos de cero emisiones netas para 2050. Y, a medida que avancemos hacia un mundo de emisiones netas cero, habrá beneficiados y perjudicados, ya que algunas empresas prosperarán y otras no lograrán adaptarse. Las empresas mal preparadas o que no se adapten a la nueva economía podrían sufrir impagos, pérdidas y depreciaciones. Al mismo tiempo, las empresas que se anticipen a los acontecimientos se podrían asegurar una mejor posición competitiva.

Nuestros equipos de gestión activa integran las consideraciones ESG en sus procesos de análisis fundamental, para lo cual llevan a cabo sus propias evaluaciones y utilizan una herramienta de calificación interna de Invesco. Esto les permite completar la falta de información que pueda haber en los datos de terceros. El compromiso y el diálogo son partes importantes del proceso.

Nuestras soluciones de gestión pasiva integran consideraciones ESG a través de exclusiones positivas y negativas y, cuando las posiciones se solapan, se benefician de las actividades de implicación que realizan nuestros equipos de renta fija de gestión activa.

Sí, desarrollamos continuamente soluciones innovadoras para ayudar a nuestros clientes a reflejar sus valores en sus carteras de renta fija. Nuestras estrategias ESG se agrupan en cuatro categorías:

  1. Selección/exclusión. Se excluyen sectores industriales o empresas para evitar riesgos o para una mejor alineación con objetivos ESG.
  2. Responsabilidad. Se evitan de forma intencionada determinadas empresas o sectores por sus características ESG.
  3. Sostenible. Selección intencionada de empresas o sectores en función de las características ESG con el fin de obtener un resultado sostenible.
  4. De impacto. Incluye el objetivo de generar un impacto social o medioambiental intencionado, medible y beneficioso, más allá del objetivo financiero.

Consideraciones de riesgo

  • El valor de las inversiones y el de cualquier renta fluctuará (y en parte como consecuencia de las fluctuaciones de los tipos de cambio) Es posible que los inversores no recuperen la totalidad del importe invertido.

    Los instrumentos de deuda están expuestos al riesgo de crédito, que es la capacidad del prestatario para pagar los intereses y el capital en la fecha de rescate.

Información importante

  • Datos a 31 de diciembre, salvo que se indique expresamente otra cosa.

    Esta comunicación de marketing es solo para fines de discusión y es para uso exclusivo de inversores profesionales en España. No está destinado para distribuirse al público. El presente es material de marketing y no asesoramiento financiero. No pretende ser una recomendación de compra o venta de ninguna clase de activos, valores o estrategias en particular. Por lo tanto, no son aplicables los requisitos normativos que exigen la imparcialidad de las recomendaciones de inversión/estrategia de inversión, ni las prohibiciones de negociar antes de su publicación. Los puntos de vista y opiniones se basan en las condiciones actuales del mercado y están sujetos a cambios.

    EMEA2961800/2023